Contáctanos

Agricultura

 India y México intercambian  experiencias agroalimentarias

Published

on

CIUDAD DE MÉXICO. – El desarrollo de políticas de fomento a la agricultura sustentable en el mundo muestra resultados positivos integrales en materia de productividad, reducción de costos, mejora de ingresos, restauración de suelos y freno en contaminación de agua y aire, así como cosechas de alimentos sanos, lo cual evidencia que este es el camino que obligadamente debemos seguir, afirmó el subsecretario de Autosuficiencia Alimentara de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor Suárez Carrera.

“La agricultura sustentable es el camino de reconciliación con la naturaleza, que pone en el centro los derechos de la personas, familias y sociedades”, destacó al participar en la conferencia 17 del ciclo “Autosuficiencia alimentaria e innovación tecnológica con prácticas sustentables”, que organiza Agricultura.

En la conferencia “Prácticas agrícolas sustentables en la India y en México; intercambio de experiencias con Producción para el Bienestar”, el asesor del Departamento de Agricultura de Andhra Pradesh, Shri Vijay Kumar, habló de la política de agricultura natural que aplican desde 2016 en ese estado costero de la India, que es responsable de la producción de arroz que consume este país, y donde también se siembra maíz, cacahuate, chícharo bengalí, lentejas, algodón, legumbres, caña de azúcar y cebolla, entre otros, que se cultivan en ocho millones de hectáreas en manos de seis millones de productores de pequeña escala.

Andhra Pradesh suma 50 millones de habitantes, 62 por ciento de los cuales están insertos en actividades agrícolas, externó.

El funcionario indio dijo que esta política inició con 40 mil 656 productores y ahora son casi 700 mil (en tres mil pueblos y 190 mil hectáreas), y los resultados positivos en campo hacen que cada vez más agricultores se sumen en este esquema.

Detalló que los productores involucrados en agricultura natural preparan sus insumos con recursos locales, lo que conlleva a la soberanía campesina y de nueve cultivos siete registran incrementos de productividad, como, por ejemplo: chícharo negro, 23 por ciento, y arroz, 5.8 por ciento, que es el cultivo más importante en términos sociales y culturales.

Asimismo, agregó, los productores presentan reducción de costos de hasta 36 por ciento, en algodón, y 19.2, en arroz. Y se registra alza de ganancias netas para los campesinos en los nueve cultivos: de hasta 361 por ciento, en chícharo rojo; 165 por ciento, en algodón, y 65.7 por ciento, en arroz.

“Tenemos más comida saludable y nutritiva; se observa una migración de regreso hacia las comunidades rurales; hay mejora en la salud de los suelos, se preservan limpios los cuerpos de agua; se regeneran los ecosistemas costeros, y estamos protegiendo nuestra biodiversidad”, comentó el también vicepresidente ejecutivo de la Asociación Agricultura Natural Gestionada por la Comunidad de Andhra Pradesh (APCNF).

El funcionario previó que en 2027 los seis millones de agricultores de Andhra Pradesh participarán en esta política pública y dejarán lo que ha sido la revolución verde, proceso que duró seis décadas en la India.

El director general de Logística y Alimentación de la Secretaría de Agricultura, Héctor Robles, expuso la Estrategia de Acompañamiento Técnico (EAT) del programa Producción para el Bienestar (PpB), la cual induce o fortalece prácticas agroecológicas, con el uso de recursos locales para la elaboración y el uso de bioinsumos, como compostas, lombricomposta, lixiviados, preparados de microorganismos, bioles y otros.

Indicó que suman ya 30 mil productores atendidos en las 23 regiones donde se desarrolla la EAT y los resultados se están observando en campo; por ejemplo, en visita reciente a comunidades de Oaxaca se observó el caso de productores que tenían rendimientos de 800 kilos de maíz por hectárea y ahora superan las dos toneladas y tienen el potencial de aumentar todavía más su rendimiento, en la medida en que los suelos se vayan recuperando.

Esos productores han dejado de usar agroquímicos y están registrando mayor rendimiento, menos costos, plantas y suelos más saludables, cultivos sanos para la familia campesina y el mercado. En sus comunidades, antes algunos los denominaban “locos” y ahora les dicen “innovadores” y empiezan a sumarse a su esquema productivo.

Refirió que la EAT involucra a productores de pequeña y mediana escala (con predios de hasta 20 hectáreas cada uno), los cuales representan 93 por ciento del total de cinco millones de unidades de producción agrícola del país.

A estos agricultores se les soslayó en las políticas de fomento agrícola del pasado, pues se les consideraba “infuncionales e improductivos”. Ahora son el foco de atención del Gobierno de México, subrayó.

“Los vemos como sujetos de derechos y con muchos atributos y cualidades; ellos generan el 54 por ciento del valor de la producción agrícola nacional y 85 por ciento del empleo agrícola es pagado por ellos; estos productores cosechan las principales materias primas que se exportan, como café, aguacate y cebada (base de la cerveza); son cuidadores de la biodiversidad y son responsables de los cultivos que utiliza la cocina mexicana, patrimonio de la humanidad”, señaló.

Héctor Robles destacó que la EAT de PpB tiene sustento en la urgencia de revertir los problemas ambientales que generó la revolución verde; “debemos cambiar nuestra forma de producir y por eso apostamos a la transición agroecológica; debemos reconocer los problemas ambientales pues de otra forma la naturaleza nos lo va a cobrar”, dijo. Hoy 62 por ciento de nuestros suelos sufre degradación, hay un problema generalizado de sobreexplotación y contaminación del agua, y enfermedades asociadas, agregó.

Destacó que en la EAT es fundamental el respeto al productor, y por eso el acercamiento de coordinadores y técnicos agroecológicos y sociales es diferente a gestiones pasadas.

Ahora, indicó, se establece un diálogo de saberes con el productor y en el campo se aplica una mezcla de conocimientos campesinos y científicos. Todo ello cuenta con una cooperación interinstitucional, donde participan las secretarías de Medio Ambiente, Bienestar, Salud y Educación e instancias federales como la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (Conabio).

El director del Proyecto Agrobiodiversidad Mexicana de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad, de la Conabio, Vicente Arriaga, comentó las dos conferencias, y subrayó el hecho de que actualmente las políticas públicas para el campo tengan una visión holística y que consideren el bienestar social.

 

Continuar leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Agricultura

Senado de la república espera buen 2022 para el Agro

Published

on

CIUDAD DE MÉXICO. – La producción agropecuaria, pesquera y acuícola del país en 2022 se espera con buenos resultados, dada la temporada de lluvias que se ha tenido, con la consecuente disponibilidad de agua en presas y acuíferos, el acompañamiento de los bienes públicos y los programas prioritarios, aunado a la estrategia de diversificación de mercados, aseguró el secretario de Agricultura y Desarrollo Rural, Víctor Villalobos Arámbula.

En reunión de trabajo con integrantes de la Comisión de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural del Senado, el funcionario federal resaltó que con base en el trabajo de las y los productores se va a continuar por el camino del crecimiento sectorial, con avances en la seguridad alimentaria del país.

Dijo que en el proceso de actualización y mejora de los programas prioritarios orientados a rescatar al campo y garantizar la seguridad alimentaria, el Gobierno de México autorizó el incremento de los precios de garantía para granos básicos y leche fluida, además de la ampliación de la entrega de fertilizantes gratuitos a cinco entidades más en 2022.

Ante las y los senadores encabezados por el presidente de la comisión legislativa, Salomón Jara Cruz, el titular de Agricultura detalló que el precio de garantía de la leche pasó de 8.20 a 9.20 pesos por litro, en beneficio de los productores de pequeña y mediana escala.

Respecto al programa Fertilizantes para el Bienestar, resaltó que este año se aplicó en los estados de Guerreo, Tlaxcala, Morelos y Puebla, y para el 2022 se ampliará a Durango, Zacatecas, Nayarit, Oaxaca y Chiapas.

Villalobos Arámbula destacó que el andamiaje e infraestructura que provee la Secretaría a través de los bienes públicos, como la sanidad e inocuidad, han colocado a México en el séptimo lugar mundial como exportador agroalimentario, con ventas a 192 países, y en el doceavo sitio como productor agropecuario y pesquero.

Refirió que como resultado de la aplicación de los programas prioritarios, el año pasado el gobierno dejó de importar leche en polvo del programa de abasto social de leche, se está recuperando la producción de cacao y café en el país y se avanza en granos básicos, en pro de la seguridad alimentaria con soberanía.

México es autosuficiente en maíz blanco para consumo humano, mientras que en maíz amarillo históricamente se depende de la importación, sin embargo, con la aplicación del programa Precios de Garantía y la entrega de fertilizantes, al final del sexenio se estaría atendiendo una parte de esta necesidad con producción doméstica, remarcó.

Estableció que, conjuntamente con los productores y legisladores, se realiza una evaluación de los costos de la energía eléctrica en el campo y se trabaja en el tema de gestión del agua y operación de distritos de riego, con el fin de buscar sistemas modernos, con un manejo de la huella hídrica para dimensionar el volumen de líquido requerido para la siembra.

Entre los desafíos en el sector, el funcionario señaló que habrá que disponer de más alimentos a partir de la misma superficie agrícola, con un incremento de la producción a través del acompañamiento técnico y el uso eficiente del agua y mediante el fomento de una agricultura sostenible que se propone el cuidado de los recursos naturales, como el suelo agrícola, un tema que, añadió, en los últimos 30 años no había sido atendido.

Apuntó que enfrentamos nuevos retos como la mitigación y adaptación de la agricultura a los efectos del cambio climático, y trabajar con un esquema incluyente que reconoce que hay dos agriculturas: la comercial y la de autoconsumo, para el manejo de políticas diferenciadas, con atención a necesidades diferentes.

Villalobos Arámbula expuso que, a través de un manejo trasparente de los recursos, entrega directa de apoyos, incentivos a los productores de pequeña y mediana escala y un sistema de rendición de cuentas, se operan cuatro programas prioritarios, donde se canaliza el 70 por ciento del presupuesto de la dependencia.

Este año, abundó, el programa Producción para el Bienestar había entregado 12 mil 595 millones de pesos, el 99 por ciento del total (con datos a agosto pasado), en apoyos a agricultores de pequeña escala de granos, cereales y oleaginosas, así como de café, caña de azúcar y apicultura.

El presidente de la Comisión de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural del Senado, Salomón Jara Cruz, resaltó el trabajo conjunto que favorece la dependencia federal y la voluntad de diálogo de las autoridades para conocer a detalle los avances en el sector, un rubro prioritario para el crecimiento económico del país.

La senadora María Guadalupe Saldaña mencionó la importancia de actualizar el reglamento de pesca, cuidado de las áreas forestales y el fortalecimiento de acciones para contrarrestar los efectos del cambio climático en el sector primario.

La legisladora Beatriz Paredes Rangel se refirió al reto de avanzar en la autosuficiencia alimentaria en granos básicos y las acciones para incrementar la producción de maíz amarillo y de oleaginosas.

Los senadores Nancy Sánchez, Gerardo Novelo, Ovidio Peralta y Antonio García Conejo comentaron sobre la situación de los jornaleros mexicanos que migran a otros estados, el impulso a las agroempresas, el control de la trazabilidad de ganado bovino, capacitación, tecnificación de riego, fomento a la ganadería y acuacultura y el aprovechamiento del potencial productivo en entidades del sur sureste del país.

Continuar leyendo

Agricultura

Trabajan en revertir degradación de suelos agrícolas

Published

on

CIUDAD DE MÉXICO. – La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural presentó el Mapa de Suelos Afectados por Salinidad en México, que es un esfuerzo conjunto con la Alianza Mundial por el Suelo de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y forma parte de las acciones de la dependencia federal de actualización de los estimados de afectación para impulsar una iniciativa de manejo sostenible de este recurso.

Con este primer esfuerzo de mapeo digital, se encontró que en todos los ecosistemas se encuentran áreas afectadas por salinidad, principalmente en los primeros 30 centímetros de suelo.

Durante el Conversatorio entre expertos: Suelos agrícolas afectados por salinidad, enfocado a analizar las causas y consecuencias de esta problemática y sus posibles soluciones, se discutió la problemática nacional en torno a la salinidad, el origen de este problema y algunas estrategias que se implementan en algunas regiones del país.

Con este encuentro inició una serie de actividades relacionadas con la conmemoración del Día Mundial del Suelo organizadas por la Secretaría de Agricultura y la Agencia Alemana de Cooperación para el Desarrollo (GIZ).

La directora general de Políticas, Prospección y Cambio Climático de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, Sol Ortiz, al dar la bienvenida a los participantes subrayó la importancia del tema de la salinidad en los suelos agrícolas del país.

El profesor investigador del Centro de Geociencias de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y moderador del conversatorio, Mario Guevara, presentó el contexto nacional de los suelos agrícolas afectados por la salinidad, con base en las estimaciones recientes aportadas por el Mapa de Salinidad elaborados por Agricultura con el apoyo del Pilar 4 de la Alianza Mundial por el Suelo y especialistas.

El encuentro inició con preguntas detonadoras a los expertos sobre sus experiencias con suelos salinos y las principales alternativas que se propusieron para su atención, en donde destacaron la disminución de los volúmenes de extracción de agua y utilizar cultivos tolerantes a la salinidad con menores requerimientos de agua, el uso de drenaje parcelario para descargar el exceso de agua salina al mar y, sobre todo, la concientización a la población de la problemática de la salinidad del suelo.

Refirieron que como una opción la introducción de plantas adaptadas a condiciones salinas, como el pasto Distichlis spicata que al crecer en estos suelos crea una cobertura vegetal que protege de la erosión eólica reduciendo la generación de tolvaneras contaminantes con partículas suspendidas.

La siembra de este pasto se ha promovido en zonas de alta salinidad como el Lago de Texcoco, Estado de México. Adicionalmente, en las áreas periféricas a este Lago se recomienda aplicar láminas de riego para lavar el exceso de sal y aplicar materia orgánica, además de utilizar cultivos tolerantes a la salinidad.

Se habló también, para el caso de la región aledaña al Lago de Chapala, Jalisco, de alternativas biológicas para controlar la salinidad del suelo.

Como ejemplo se mencionaron Sesuvium verrucosum y Bacopa monnieri ambas conocidas como verdolagas que se adaptan a rangos amplios de salinidad. Detallaron que se sembraron durante ocho meses en parcelas con suelos con problemas de salinidad y posteriormente se sembraron intercaladas con maíz, lo que dio como resultado el que se lograra extraer la sal del suelo y se duplicara la productividad del cultivo en esta área de estudio.

Promueve Agricultura políticas para revertir degradación de los suelos agrícolas

Por otra parte, en el Simposio: Aportaciones del Colegio de Postgraduados a la ciencia del suelo, la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural resaltó que México busca retener y revertir los procesos de degradación de los suelos agrícolas, causados por prácticas que no han sido cuidadosas con este recurso y crear conciencia entre productores y la población en general sobre su importancia en la seguridad alimentaria.

La pérdida de la capacidad del suelo para proporcionar los servicios ecosistémicos puede tener consecuencias múltiples para la humanidad y hay una amenaza global de que se pierdan las funciones de los suelos del planeta, que debemos atender de manera urgente, señaló la directora general de Política, Prospección y Cambio Climático de la dependencia federal.

En el encuentro realizado como parte de las actividades con motivo de la Conmemoración del Día Mundial del Suelo 2021, destacó que se ha incrementado el nivel de conocimiento y la conciencia sobre la relevancia de este recurso para el funcionamiento de los ecosistemas terrestres y, particularmente, para los agrosistemas.

Comentó que el Colegio de Posgraduados (Colpos), el brazo técnico de Agricultura, ha trabajado en la generación de información central que ayuda a la toma de decisiones sobre el manejo sostenible de los suelos.

El profesor investigador del Colegio, Prometeo Sánchez, expuso que la degradación física, química y biológica de los suelos es un problema de México y del mundo, ya que, de acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), un tercio de los suelos en el mundo están degradados.

En México, dijo, aproximadamente el 62 por ciento de los suelos presenta cierto grado de degradación física (compactación de suelo, erosión hídrica o eólica) o química (salinidad, mal uso de fertilizantes), sin embargo, la degradación biológica (pérdida de carbono) es mayor.

Explicó que suelos deteriorados producen plantas de mala calidad con deficiencias nutrimentales que se enferman más y sus rendimientos son bajos, además de que producen alimentos de mala calidad nutritiva. Sin suelos saludables no habrá personas sanas, anotó.

El experto indicó que para el año 2030 habrá más de ocho mil millones de personas en el mundo, y en el año 2050, la combinación de la degradación del suelo y el cambio climático reducirá los rendimientos globales de los cultivos en un 10 por ciento en promedio.

Sin embargo, abundó, la agricultura regenerativa puede ser parte de la solución a los efectos del cambio climático global, pues hoy en día, el sistema agropecuario global solo puede alimentar a la mitad de la población sin traspasar los límites del planeta, es decir, sin poner en riesgo a las futuras generaciones.

Sánchez explicó que este tipo de agricultura consiste en utilizar prácticas sustentables y tecnologías de última generación para producir alimentos sanos, limpios y nutritivos, a través del mantenimiento y el aumento de la fertilidad física, química y biológica, de los suelos, el combate del cambio climático y la conservación del agua, aire, suelo y la salud de los humanos.

Subrayó que el Colpos realiza varias acciones en este tema. Por ejemplo, ha trabajado en el manejo integral de la nutrición de cultivos, que consiste en acondicionar el suelo, en bioestimulación de raíces, fertilización de cultivos y bioestimulación aérea.

También trabaja en el desarrollo de capacidades y habilidades de productores y técnicos para el mejoramiento y manutención de la fertilidad biológica, del suelo en aguacate y en el mejoramiento de la fertilidad química y biológica del suelo para la siembra de tomates en invernadero en Oaxaca, con rendimientos de hasta 450 toneladas por hectárea.

Ha realizado acciones de mejoramiento de la fertilidad física, química y biológica del suelo para la producción de banano en Chiapas, con rendimientos de hasta cuatro mil cajas por hectárea y para el cultivo de fresa en Michoacán, con rendimientos de hasta 70 toneladas por hectárea, anotó.

Sostuvo que es posible alimentar a la población creciente con comida sana y nutritiva, bajo el concepto de agricultura regenerativa, en donde se privilegien aquellas acciones encaminadas a la manutención y aumento de la fertilidad de los suelos, que permitan mitigar el cambio climático global, la deforestación y la contaminación del agua y ambiente.

La investigadora y experta del Colpos, Irma Díaz Aguilar, enfatizó que cuando tenemos suelo y organismos interactuando se desarrollan los cultivos, por lo que es necesaria la sensibilización y el intercambio de conocimientos e información sobre este tema, obtenidos a través de la investigación.

Consideró necesario construir la estrategia para el desarrollo y la transferencia de conocimientos sobre la conservación de la biodiversidad del suelo y el manejo de los ecosistemas en las prácticas de los productores.

Además de la incorporación de la biodiversidad del suelo, y la gestión de los ecosistemas en las políticas agrícolas y legislación de las tierras, indicó Díaz Aguilar.

Continuar leyendo

Agricultura

SADER Jalisco se reúne con líderes cañeros

Published

on

GUADALAJARA, JAL. – Con la finalidad de abrir un diálogo con el sector cañero, la titular de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER Jalisco), Ana Lucía Camacho Sevilla, se reunió con los líderes de las 14 organizaciones de productores de caña del Estado, en la sede de la Asociación de Cañeros Confederación Nacional de Propietarios Rurales (CNRP) de Tala.

Reconociendo la fortaleza de las organizaciones de los seis ingenios que colocan a Jalisco como el segundo lugar en producción nacional, la secretaria reconoció la importancia de mantener un trabajo cercano con los productores. “Quería escucharles para trazar líneas clave para facilitarles el camino y permitir que sigan produciendo como hasta ahora, tomando en cuenta la sustentabilidad social, económica y ambiental”.

En este sentido, expuso la importancia del fomento de la producción de la caña y de la conservación de los recursos naturales. “Estamos comprometidos en seguir impulsando prácticas sustentables en la zafra a través de las cosechadoras en verde y otras unidades, para apoyar al sector hacia la mecanización para el corte de caña en verde”. A lo que agregó que este proceso permitirá también elevar la productividad y resolver la problemática de la falta de trabajadores.

Luego de que los integrantes de la Confederación Nacional Campesina (CNC) y a CNRP de los ingenios de Casimiro Castillo, Tamazula, Autlán de Navarro, Acatlán de Juárez, Tala y Ameca, coincidieron en la voluntad de migrar a la mecanización de la caña, externaron su preocupación sobre los costos de los fertilizantes, Camacho Sevilla informó que para 2022 se está validando un proyecto de laboratorio de análisis de suelos, con la finalidad de reducir y hacer más eficiente el uso de fertilizantes.

“Armaríamos un programa en las regiones para saber qué requiere el suelo y entonces decidir qué productos orgánicos utilizar calculando los resultados”, advirtió la titular de la SADER-Jalisco.

Para concluir, Ana Lucía Camacho se declaró aliada de este sector productivo, al que calificó como un ejemplo a nivel nacional por su capacidad de organización. “Por eso, mis puertas están siempre abiertas para ustedes. En la Secretaría tenemos toda la disposición de trabajar para apoyarles”.

Continuar leyendo

Más vistos

Copyright © 2020 Periódico Mi Tierra.